Reto M4: Paco Bedoya


Reto Módulo 4:
Igualdad en las Administraciones Públicas, ¿qué puedo hacer yo?

“Toda referencia hecha al género masculino en el presente documento incluye necesariamente su homónimo en femenino. Los géneros han sido empleados conforme a la práctica y uso generalmente admitidos en aras a la agilidad lingüística”.

En el año 2010, la Diputación de Alicante editó y publicó una “Guia práctica para un uso no sexista del lenguaje administrativo”, y por este motivo, en mi Unidad (Desarrollo Organizacional) se decidió escribir esta coletilla (el párrafo entrecomillado del principio de este reto) en las portadas de un documento que denominamos Manual de Funciones, que contiene las descripciones de funciones y tareas de todos los puestos de trabajo de los Departamentos. 

Cada Departamento tiene un Manual de Funciones que se actualiza cada vez que resulte necesario por la inclusión o eliminación de puestos, por la modificación o inclusión de nuevas funciones y/o tareas o por modificación de la misión del puesto o la ubicación del mismo en la estructura organizativa del Departamento en cuestión.

Después de darle varias vueltas a la pregunta ¿qué puedo hacer yo?, he decidido centrarme exclusivamente en esta parte del trabajo que realizamos (diseño o rediseño de estructuras, descripciones de funciones y valoración económica de los puestos) y que tiene que ver con el uso que hacemos del lenguaje en nuestro trabajo y que se refleja en diversos documentos que ahora detallaré. En todos ellos, con la coletilla antes citada, intentamos justificar la omisión del género femenino en la nomenclatura de puestos de trabajo.

Los documentos son los siguientes:

ü  Los organigramas de los Departamentos
ü  Las descripciones de los puestos de trabajo (DPT)
ü  La relación de puestos de trabajo (RPT)


La estructura organizativa se resume en un organigrama para visualizar gráficamente cómo se distribuyen los puestos en la misma y sus relaciones funcionales y/o jerárquicas (ver imagen 1)

Las DPT’s describen las funciones y tareas de los puestos de trabajo (ver imagen 2) 

La RPT (ver imagen 3 ) es el documento donde se resumen las características de los puestos (unidad orgánica, código del puesto, denominación, grupo de clasificación, escala, denominación, complemento de destino, complemento específico etc.) que se publicará en el BOP tras aprobarse por el pleno de la Corporación.

Pues bien, lo que yo haría es proponer un cambio en todos estos documentos, pues todos ellos tienen algo en común: la denominación exclusivamente en género masculino de los puestos de trabajo, con independencia de si la persona que lo ocupa es hombre o mujer (Jefe de Servicio, Técnico Medio de Gestión, ArquitectoMédicoLetrado, etc.)

En las siguientes imágenes -a modo de ejemplos- apreciamos el lenguaje empleado en la denominación de los puestos:
Imagen 1: organigrama de un Departamento


Imagen 2: Descripción de un puesto de trabajo (DPT


Imagen 3: RPT publicada de un Departamento


Es cierto que la guía de uso de lenguaje no sexista en Diputación ha servido sobre todo para dirigirse al personal de Diputación en comunicados y/o textos administrativos para superar la discriminación de género en el lenguaje.

También es cierto que los Documentos que he mencionado no tienen en cuenta si quienes ocupan los puestos son hombres y mujeres pero, como hemos observado en estos ejemplos, la manera de resolverlos concretamente en mi Unidad ha consistido en añadir esa coletilla por economía lingüística, cuando yo considero que podríamos adoptar un lenguaje inclusivo en estos documentos (organigrama, DPT y RPT) y dar visibilidad también al género femenino. 

Por tanto, lo que yo haría es proponer una denominación no sexista de los puestos de trabajo en los documentos citados, atendiendo a los criterios de la guía editada por el Departamento de Igualdad de Diputación y que viene a ser como la guía expuesta en el módulo 4 de este curso. 

Así, por ejemplo, en lugar de poner Diputado, pondría Diputado/a; en lugar de Jefe de Servicio, pondría Jefatura de Servicio o Jefe/a.; en lugar de Técnico pondría Técnico/a, etc., y que dicha denominación pasara a ser la oficial de modo que en las comunicaciones dirigidas a quienes ocupan los puestos se tuviera en cuenta si son hombres o mujeres.


// . //

Comentarios

Entradas populares de este blog

Reto M5: Paco Bedoya

Reto M3: Paco Bedoya